Hablemos sobre el fenómeno denominado FIL o factor inhibidor de la lactancia. Por el nombre podemos intuir un poco de que se trata. Es la e...

Tu amigo el FIL (Factor Inhibidor de la Lactancia)

marzo 10, 2019 Laura Gavilán 2 Comentarios

Hablemos sobre el fenómeno denominado FIL o factor inhibidor de la lactancia. Por el nombre podemos intuir un poco de que se trata. Es la explicación de la mágica conexión entre la mamá y el bebé durante la lactancia.

Si ya habéis experimentado la lactancia quizá os habéis dado cuenta de que la producción de leche de nuestros pechos se adapta a las necesidades de nuestro pequeño. De esto trata el FIL.

En resumen, es una proteína que actúa de inhibidor y que se encuentra en la leche. Esto le sirve al cuerpo de mami para saber cuanta cantidad de leche consume nuestro bebé y adaptar la producción futura en función a ello. Por ejemplo: si nuestro bebé extrae un 40% del total producido y en reserva del pecho, para futuras tomas, el cuerpo de mami producirá menos leche adaptándose a las necesidades de nuestro peque. Si ocurre al revés y el bebé extrae el 100% de lo que hay en el pecho el cuerpo de mami entenderá que la próxima vez debe haber más. Es mágico, ¿verdad? Sí... pero también es ciencia. 

Mi consejo es, una vez conocido este fenómeno, dejar que la naturaleza haga su magia. Muchas mamis se agobian por aparentes faltas de producción pensando que sus bebes no tendrán suficiente alimento y nada más lejos de la realidad. Además, la leche producida va adaptándose en cuanto a valor nutritivo.

Es importante conocer también que esto ocurre en cada pecho de forma independiente (como si los pechos de la mami no se comunicasen entre si), por lo que sabiendo esto, podemos alternar los pechos en las tomas para encontrar la simbiosis perfecta entre las necesidades del peque y mami. 

Conociendo todo esto que te cuento estarás de acuerdo conmigo en que el pecho debe ser A DEMANDA, y nada de ponerle de forma forzada horarios ni tomas, puesto que de este modo no dejaremos a la naturaleza (a los sistemas de nuestro cuerpo y del bebé) hacer lo que debe y podemos arruinar la etapa de lactancia. Los pechos son una fábrica, no un deposito. 


Como dice Carlos González en su libro Un regalo para toda la vida:
El FIL constituye un hermoso ejemplo de control por producto final.

Tu amigo el FIL (Factor Inhibidor de la Lactancia)

2 comentarios: